ANTROPOLOGIA DE LA SALUD

En la formación que se imparte en la Facultad de Medicina, la formación en Antropología ha sido de escasa  profundidad. Un posible motivo es atribuible a que el estudiante occidental considera su medicina superior y las restantes de evidente inferioridad. Solo hoy con los movimientos migratorios, en la necesidad de atender a personas de otras culturas, habituados a una medicina diferente, se crea la necesidad  de profundizar con sistemas antropológicos.

Los enfermos inmigrantes que acuden a las consultas españolas, consideran a la medicina occidental demasiado “fuerte” porque recurre a la química de forma permanente despreciando los sistemas curativos validos de otras culturas, dicen que la occidental es una medicina etnocéntrica a la que nos someten y que además quieren imponer en todo el mundo bajo el epígrafe de “ayuda al desarrollo”

Y es que ambas medicinas y sistemas de curar tienen su gran parte de razón, la occidental dispone de innegables avances en medios diagnósticos y gran desarrollo en cirugía, entretanto que la medicina “tradicional” dispone de formulas ancrestales y conocimientos de las plantas muy superior a la occidental, cuya validez ha sido reconocida por la farmacopea e  incluidas en sus formulas y remedios.

Médicos y enfermeras

En todas las civilizaciones,  bajo todas las culturas  desde que se tienen conocimientos escritos de los egipcios, los persas o de los griegos hace ya entre tres mil a cinco  mil años  las personas dedicadas a curar eran personas consideradas socialmente como hacedoras de bien y sabios para sanar numerosos males poco conocidos.

Los médicos y el personal sanitario en general, son considerados bajo el esteriotipo de personas con una gran humanidad, dispuestos a la entrega que exige  sacrifico de horas de trabajo interminables, dispuesto a partir donde el dolor y la enfermedad se manifestase, viviendo con humildad y a compartir su saber con los demás.  Héroes humanos aquellos que cuando faltaban carreteras o vehículos, visitaban por las aldeas a pie o sobre una mula en las frías noches de invierno sobre cerros nevados.  Los que en conflictos o catástrofes son los primeros en llegar y el las guerras están dispuestos a partir a primera línea de fuego para en una tienda de campaña o improvisado hospital atender al herido, a veces impotente ante tanto dolor y tan escasos medios humanos y material quirúrgico.

El médico occidental hoy, ejerce su profesión dentro de un sistema sociocultural que legitima su actividad, donde además de diagnosticar males y enfermedades,  prohíbe hacer, comer y beber o prescribe medicinas métodos terapéuticos y su trabajo- ciencia se desarrolla en escenarios socialmente tipificados.

Dentro de las personas que curan y que han curado se incluyen: Chamanes, brujos, frailes fabricantes de elixires,  y parteras empíricas basadas en escasa experiencia,  ministros eclesiásticos que  con practicas exorcistas curan y expulsan demonios.

Para no ser etnocéntricos, el siglo pasado en España, había peluqueros dentistas, sanadores, sangradores que periódicamente  sometían a sus clientes a la extracción de sangre por sanguijuelas o por corte en vena,  considerados de dudosa eficacia en la medicina moderna.

Los enfermos

Un enfermo, es aquel que ha perdido su salud por desequilibrios en el funcionamiento de su organismo,  detectada por síntomas, si bien hay enfermedades silenciosas como la diabetes, sin dolor ni síntomas apreciables,  ni en las enfermedades acompañadas de dolor no todos los enfermos tienen la misma sensibilidad, como las personas muy mayores o enfermedades mentales  “asintomáticas”. Los enfermos tras tomar precauciones rechazando lo que considere puede ser nocivos su organismo y  se encuentran sin alivio decide visitar al médico para conocer el diagnostico a su dolencia  ayudado por exploraciones o analíticas y dará recomendaciones que el enfermo tomara, o solamente hasta que note mejoría o dejara olvidada en su mesilla de noche, o quizás decida contrastar con otro doctor si el diagnostico no es de su agrado. Como en los casos en que el doctor prohíbe tomar alcohol y dejar de fumar.

El enfermo tiene su rol dentro del grupo, es respetado, se le exime de trabajos, se le visita se le obsequia y se le dan caprichos, incluso las embarazadas en privilegio de su estado tienen deseos y caprichos “antojos”, que espera alcanzar.

La empatia del médico, y su  comportamiento en la consulta en cada visita, formara un concepto relacionado  con lo que se le ofrece y lo que espera el paciente, hará que la imagen preconcebida por el enfermo  se vea confirmada o rectificada e influyen ya no solamente aspectos médicos sino humanos, como tiempo de espera, duración de la visita, precios de los medicamentos no solo por su excesivo precio, sino que los baratos pueden ser considerados como malos.

La enfermedad, alcanza a todos los humanos como alteración del funcionamiento biológico, el concepto de salud es tan diferente que una  persona excesivamente gruesa o delgada desde diferentes culturas o grupos pueden ser síntomas de salud o de enfermedad. La vejez, puede ser considerada como una enfermedad que origina debilidad orgánica cuyo final del proceso es la muerte. Otro concepto diferentes de distintas culturas, son el concepto de las personas con trastornos mentales, aunque parece que la persona “alterada” de de ser atendida con fármacos, en otras culturas se les administra drogas alucinógenas que producen comportamiento esquizofrénico.

Curiosos son los experimentos de los investigadores de farmacia destinado a humanos, donde eligiendo un grupo de enfermos con un tratamiento, se les administra a algunos un producto inocuo “placebo”  que no contiene medicamento, con resultados tan sorprendentes de que algunos de estos enfermos que reciben falso tratamiento mejoran en sus estado patológico, lo que demuestra la fuerza de la cultura que para el enfermo tienen los tratamientos sanitarios.  Por el contrario una transgresión de las normas puede originar síntomas de enfermedad.

La medicina desde la observación  antropológica

Los antropólogos dividen en tres conceptos o  términos la enfermedad (sickness): La patología (disease), su percepción (iones) la experiencia y vivencia  (etnomedicina), todo sumado es un proceso que da significado social  a los signos que producen los desordenes conductuales y biológicos, significativamente los de origen patológico.

La antropología desecha las diferencias fisiológicas entre grupos humanos de diferente color de piel, y aún aceptando ligera diferencias y de algunos trastornos orgánicos, no son desde el aspecto antropológico de importancia, para el tema de estudio de la enfermedad,  la antropología estudia el transcurrir biológico del hombre, como acontecimiento actual sobre el que se construyen determinadas identidades sociales, las culturas diferencian a su grupo por edades, genero, sometidos a rituales con intervención social, las culturas  organizan  ritos,  unos como los africanos de iniciación, y en la occidental la abuela impone que sea bautizado el recién nacido aunque los fundamentos religiosos de la familia no sean firmes.

La medicina científica, a veces contrapone con las ideas de la medicina cultural popular y ancrestal, donde supersticiones y desconocimiento de asepsia, estaban extendidas hasta considerar como valida “ la extracción de la piedra del mal” del organismo por parte del chaman por succión en  la piel del enfermo, otros curadores actúan con ensalmos, oraciones y encantamientos, y es que hay diferentes medicinas y medios de curar:

  • Un occidental estando enfermo se daría autotratamiento  antes que acudir a un Brujo Chaman africano adornado de plumas de pájaros y con unas bolsas de cuero de donde saca sus medicinas anónimas con plantas, minerales y se supone que sangre de algún animal. .
  • Y el africano quedaría aterrado ante una jeringuilla preparada para inyección hipodérmica.
  • Un musulmán diabético, rechazaría recibir insulina, al ser producto extraído del páncreas de un cerdo prohibido por su religión y su esposa se consideraria ultrajada si le es prescrito medicamentos en forma de supositorios para aplicarse por vía anal.
  • Un sudamericano se sentiría ofendido, si el medico decide no recibirlo por haber llegado solo con una hora de retraso a consulta.
  • Y un japonés tomara como estimulante- excitante  sexual “cuerno de rinoceronte” tan carísimo como inútil.

El sistema de biomedicina que se ha instituido en los países occidentales, ha sido examinado en buen numero de contextos y variantes sobre la base de diversidad de perspectivas, que incluye la articulación de servicios sanitarios, la red de usuarios, la actitud de los profesionales, las relaciones simbólicas con sus sistemas sociales, y sus normas.  El antropólogo debe estudiar la medicina recogiendo datos con los métodos  utilizados  en la investigación evitando la crítica y el etnocentrismo que presupone la medicina occidental y su lógica institucional enfrentada con otros sistemas médicos   que incluye en sus  bases la experiencia.

La antropolia en la medicina actual

La antropología de la medicina, se consolida, bajo diferentes definiciones con idénticos programas en el mundo industrializado y en gran parte de Sur-América.  Fenómeno ocurrido desde final del siglo XX, vinculado con los grandes avances de conocimientos y operativos de la farmacia y cirugía, junto con la expansión de la atención sanitaria de alcance universal en los países occidentales  que alcanza a todos los estratos sociales.

Derivado del “estado de bienestar” se despliegan políticas sanitarias preventivas, donde se inserta a la población usuaria de un medicina extensiva, que modela las estructuras sanitarias con campañas de diagnosis y  métodos terapéuticos, que se extienden con programas de asistencia a los países en desarrollo denominados “cooperación internacional” que organiza también una respuesta sanitaria adecuada en los países industrializados ante la llegada creciente de inmigrantes.

Todo unido crea una situación de investigación antropología en este campo medico-sanitario, que tiene como primordiales objetivos colaborar en la eficacia de la actividad sanitaria,  con la llamada educación para la salud y que obliga al desarrollo de las prácticas biomédicas.

La antropología trata de compensar el excesivo peso que en la enseñanza de la medicina se conceden a la salud y a la enfermedad considerada como fenómenos exclusivamente biológicos. Se pretende que los profesionales de la medicina hagan frente a los problemas médicos desde una perspectiva que integre todos los factores con especial atención en aquéllos que son característicos de la sociedad y de la cultura en la que estamos inmersos, que incluya el análisis transcultural y transhistórico de nuestro entorno conociendo las diversas formas en las que el hombre ha hecho frente a la enfermedad y desde una perspectiva en la que todos estos planteamientos se efectuan desde la perspectiva de una sociedad que, aunque se haya «mundializado», no es la única ni lo ha sido a lo largo de la historia de la humanidad.

Hoy  con la globalización ningún país ni grupo escapa a la interdependencia económica, cultural y política  o medico sanitaria que ha creado la expansión de la llamada civilización occidental en todos los rincones del planeta, que modifica los criterios en los sectores tradicionales interesados en los temas sociales como salud publica, educación para la salud o problemas actuales como capa de ozono y otros temas relacionados en estos temas ambientales.

También hay acuerdo común en la observación de los pacientes de todo el mundo afectado por situaciones diversas que producen estrés, que origina desajustes del sistema nervioso central  que afecta y condiciona el sistema inmunitario, en general de las defensas y del complejo equilibrio del organismo humano,  y en este contexto se están revalorizando la importancia de los estados emotivos y vivencias psíquicas, producto de los estados de vida y factores patógenos.

Los grandes avances y conquistas en la medicina contemporánea, en lucha contra las grandes pandemias y patologías infecciosas, han supuesto un cambio radical en los tratamientos que han erradicado infinidad de enfermedades.

Las medicinas “alternativas” como homeopatías, técnicas de prevención y terapia como el yoga y la acupuntura,  son valores procedentes de países orientales y con valor en Occidente, que revalorizan la naturaleza, y rechazan la agresividad de la violenta medicina no natural.

La Salud es también equilibrio con la Naturaleza.

Fuente : J.L. García García     ENFERMEDAD y CULTURA Tullio seppilli FACTORES CULTURALES DE LA SALUD

Antropología médica.

En la formación que se imparte en la Facultad de Medicina, la formación en Antropología, ha sido de escasa  profundidad. Un posible motivo es atribuible a que el estudiante occidental considera su medicina superior y las restantes de evidente inferioridad. Solo hoy con los movimientos migratorios, en la necesidad de atender a personas de otras culturas, habituados a una medicina diferente, se crea la necesidad  de profundizar con sistemas antropológicos.

Los enfermos inmigrantes que acuden a las consultas españolas, consideran a la medicina occidental demasiado “fuerte” porque recurre a la química de forma permanente despreciando los sistemas curativos validos de otras culturas, dicen que la occidental es una medicina etnocéntrica a la que nos someten y que además quieren imponer en todo el mundo bajo el epígrafe de “ayuda al desarrollo”

Y es que ambas medicinas y sistemas de curar tienen su gran parte de razón, la occidental dispone de innegables avances en medios diagnósticos y gran desarrollo en cirugía, entretanto que la medicina “tradicional” dispone de formulas ancrestales y conocimientos de las plantas muy superior a la occidental, cuya validez ha sido reconocida por la farmacopea e  incluidas en sus formulas y remedios.

Médicos y enfermeras

En todas las civilizaciones,  bajo todas las culturas  desde que se tienen conocimientos escritos de los egipcios, los persas o de los griegos hace ya entre tres mil a cinco  mil años  las personas dedicadas a curar eran personas consideradas socialmente como hacedoras de bien y sabios para sanar numerosos males poco conocidos.

Los médicos y el personal sanitario en general, son considerados bajo el esteriotipo de personas con una gran humanidad, dispuestos a la entrega que exige  sacrifico de horas de trabajo interminables, dispuesto a partir donde el dolor y la enfermedad se manifestase, viviendo con humildad y a compartir su saber con los demás.  Héroes humanos aquellos que cuando faltaban carreteras o vehículos, visitaban por las aldeas a pie o sobre una mula en las frías noches de invierno sobre cerros nevados.  Los que en conflictos o catástrofes son los primeros en llegar y el las guerras están dispuestos a partir a primera línea de fuego para en una tienda de campaña o improvisado hospital atender al herido, a veces impotente ante tanto dolor y tan escasos medios humanos y material quirúrgico.

El médico occidental hoy, ejerce su profesión dentro de un sistema sociocultural que legitima su actividad, donde además de diagnosticar males y enfermedades,  prohíbe hacer, comer y beber o prescribe medicinas métodos terapéuticos y su trabajo- ciencia se desarrolla en escenarios socialmente tipificados.

Dentro de las personas que curan y que han curado se incluyen: Chamanes, brujos, frailes fabricantes de elixires,  y parteras empíricas basadas en escasa experiencia,  ministros eclesiásticos que  con practicas exorcistas curan y expulsan demonios.

Para no ser etnocéntricos, el siglo pasado en España, había peluqueros dentistas, sanadores, sangradores que periódicamente  sometían a sus clientes a la extracción de sangre por sanguijuelas o por corte en vena,  considerados de dudosa eficacia en la medicina moderna.

Los enfermos

Un enfermo, es aquel que ha perdido su salud por desequilibrios en el funcionamiento de su organismo,  detectada por síntomas, si bien hay enfermedades silenciosas como la diabetes, sin dolor ni síntomas apreciables,  ni en las enfermedades acompañadas de dolor no todos los enfermos tienen la misma sensibilidad, como las personas muy mayores o enfermedades mentales  “asintomáticas”. Los enfermos tras tomar precauciones rechazando lo que considere puede ser nocivos su organismo y  se encuentran sin alivio decide visitar al médico para conocer el diagnostico a su dolencia  ayudado por exploraciones o analíticas y dará recomendaciones que el enfermo tomara, o solamente hasta que note mejoría o dejara olvidada en su mesilla de noche, o quizás decida contrastar con otro doctor si el diagnostico no es de su agrado. Como en los casos en que el doctor prohíbe tomar alcohol y dejar de fumar.

El enfermo tiene su rol dentro del grupo, es respetado, se le exime de trabajos, se le visita se le obsequia y se le dan caprichos, incluso las embarazadas en privilegio de su estado tienen deseos y caprichos “antojos”, que espera alcanzar.

La empatia del médico, y su  comportamiento en la consulta en cada visita, formara un concepto relacionado  con lo que se le ofrece y lo que espera el paciente, hará que la imagen preconcebida por el enfermo  se vea confirmada o rectificada e influyen ya no solamente aspectos médicos sino humanos, como tiempo de espera, duración de la visita, precios de los medicamentos no solo por su excesivo precio, sino que los baratos pueden ser considerados como malos.

La enfermedad, alcanza a todos los humanos como alteración del funcionamiento biológico, el concepto de salud es tan diferente que una  persona excesivamente gruesa o delgada desde diferentes culturas o grupos pueden ser síntomas de salud o de enfermedad. La vejez, puede ser considerada como una enfermedad que origina debilidad orgánica cuyo final del proceso es la muerte. Otro concepto diferentes de distintas culturas, son el concepto de las personas con trastornos mentales, aunque parece que la persona “alterada” de de ser atendida con fármacos, en otras culturas se les administra drogas alucinógenas que producen comportamiento esquizofrénico.

Curiosos son los experimentos de los investigadores de farmacia destinado a humanos, donde eligiendo un grupo de enfermos con un tratamiento, se les administra a algunos un producto inocuo “placebo”  que no contiene medicamento, con resultados tan sorprendentes de que algunos de estos enfermos que reciben falso tratamiento mejoran en sus estado patológico, lo que demuestra la fuerza de la cultura que para el enfermo tienen los tratamientos sanitarios.  Por el contrario una transgresión de las normas puede originar síntomas de enfermedad.

La medicina desde la observación  antropológica

Los antropólogos dividen en tres conceptos o  términos la enfermedad (sickness): La patología (disease), su percepción (iones) la experiencia y vivencia  (etnomedicina), todo sumado es un proceso que da significado social  a los signos que producen los desordenes conductuales y biológicos, significativamente los de origen patológico.

La antropología desecha las diferencias fisiológicas entre grupos humanos de diferente color de piel, y aún aceptando ligera diferencias y de algunos trastornos orgánicos, no son desde el aspecto antropológico de importancia, para el tema de estudio de la enfermedad,  la antropología estudia el transcurrir biológico del hombre, como acontecimiento actual sobre el que se construyen determinadas identidades sociales, las culturas diferencian a su grupo por edades, genero, sometidos a rituales con intervención social, las culturas  organizan  ritos,  unos como los africanos de iniciación, y en la occidental la abuela impone que sea bautizado el recién nacido aunque los fundamentos religiosos de la familia no sean firmes.

La medicina científica, a veces contrapone con las ideas de la medicina cultural popular y ancrestal, donde supersticiones y desconocimiento de asepsia, estaban extendidas hasta considerar como valida “ la extracción de la piedra del mal” del organismo por parte del chaman por succión en  la piel del enfermo, otros curadores actúan con ensalmos, oraciones y encantamientos, y es que hay diferentes medicinas y medios de curar:

  • Un occidental estando enfermo se daría autotratamiento  antes que acudir a un Brujo Chaman africano adornado de plumas de pájaros y con unas bolsas de cuero de donde saca sus medicinas anónimas con plantas, minerales y se supone que sangre de algún animal. .
  • Y el africano quedaría aterrado ante una jeringuilla preparada para inyección hipodérmica.
  • Un musulmán diabético, rechazaría recibir insulina, al ser producto extraído del páncreas de un cerdo prohibido por su religión y su esposa se consideraria ultrajada si le es prescrito medicamentos en forma de supositorios para aplicarse por vía anal.
  • Un sudamericano se sentiría ofendido, si el medico decide no recibirlo por haber llegado solo con una hora de retraso a consulta.
  • Y un japonés tomara como estimulante- excitante  sexual “cuerno de rinoceronte” tan carísimo como inútil.

El sistema de biomedicina que se ha instituido en los países occidentales, ha sido examinado en buen numero de contextos y variantes sobre la base de diversidad de perspectivas, que incluye la articulación de servicios sanitarios, la red de usuarios, la actitud de los profesionales, las relaciones simbólicas con sus sistemas sociales, y sus normas.  El antropólogo debe estudiar la medicina recogiendo datos con los métodos  utilizados  en la investigación evitando la crítica y el etnocentrismo que presupone la medicina occidental y su lógica institucional enfrentada con otros sistemas médicos   que incluye en sus  bases la experiencia.

La antropolia en la medicina actual

La antropología de la medicina, se consolida, bajo diferentes definiciones con idénticos programas en el mundo industrializado y en gran parte de Sur-América.  Fenómeno ocurrido desde final del siglo XX, vinculado con los grandes avances de conocimientos y operativos de la farmacia y cirugía, junto con la expansión de la atención sanitaria de alcance universal en los países occidentales  que alcanza a todos los estratos sociales.

Derivado del “estado de bienestar” se despliegan políticas sanitarias preventivas, donde se inserta a la población usuaria de un medicina extensiva, que modela las estructuras sanitarias con campañas de diagnosis y  métodos terapéuticos, que se extienden con programas de asistencia a los países en desarrollo denominados “cooperación internacional” que organiza también una respuesta sanitaria adecuada en los países industrializados ante la llegada creciente de inmigrantes.

Todo unido crea una situación de investigación antropología en este campo medico-sanitario, que tiene como primordiales objetivos colaborar en la eficacia de la actividad sanitaria,  con la llamada educación para la salud y que obliga al desarrollo de las prácticas biomédicas.

La antropología trata de compensar el excesivo peso que en la enseñanza de la medicina se conceden a la salud y a la enfermedad considerada como fenómenos exclusivamente biológicos. Se pretende que los profesionales de la medicina hagan frente a los problemas médicos desde una perspectiva que integre todos los factores con especial atención en aquéllos que son característicos de la sociedad y de la cultura en la que estamos inmersos, que incluya el análisis transcultural y transhistórico de nuestro entorno conociendo las diversas formas en las que el hombre ha hecho frente a la enfermedad y desde una perspectiva en la que todos estos planteamientos se efectuan desde la perspectiva de una sociedad que, aunque se haya «mundializado», no es la única ni lo ha sido a lo largo de la historia de la humanidad.

Hoy  con la globalización ningún país ni grupo escapa a la interdependencia económica, cultural y política  o medico sanitaria que ha creado la expansión de la llamada civilización occidental en todos los rincones del planeta, que modifica los criterios en los sectores tradicionales interesados en los temas sociales como salud publica, educación para la salud o problemas actuales como capa de ozono y otros temas relacionados en estos temas ambientales.

También hay acuerdo común en la observación de los pacientes de todo el mundo afectado por situaciones diversas que producen estrés, que origina desajustes del sistema nervioso central  que afecta y condiciona el sistema inmunitario, en general de las defensas y del complejo equilibrio del organismo humano,  y en este contexto se están revalorizando la importancia de los estados emotivos y vivencias psíquicas, producto de los estados de vida y factores patógenos.

Los grandes avances y conquistas en la medicina contemporánea, en lucha contra las grandes pandemias y patologías infecciosas, han supuesto un cambio radical en los tratamientos que han erradicado infinidad de enfermedades.

Las medicinas “alternativas” como homeopatías, técnicas de prevención y terapia como el yoga y la acupuntura,  son valores procedentes de países orientales y con valor en Occidente, que revalorizan la naturaleza, y rechazan la agresividad de la violenta medicina no natural.

La Salud es también equilibrio con la Naturaleza.

Bibliografía : J.L. García García     ENFERMEDAD y CULTURA

Tullio seppilli FACTORES CULTURALES DE LA SALUD

  • Todas las categorías
  • Más utilizadas
  • LOS OLMECAS, A LOS QUE SE ATRIBUYE SER LA PRIMERA CIVILIZACIÓN AMERINDIA.

    Los arqueólogos han permitido descubrir una de las civilizaciones más misteriosas de Mesoamérica, que se le atribuye se la madre de todas las culturas amerindias del hemisferio Norte. La Smith Sonian de Washington, que empezaron en 1955 y que se reanudaron en el 1967, se llevaron a cabo en las Ventas y se amplio para explotar otros yacimientos descubiertos en San Lorenzo y Tres Zapotes.

    Se encontró un gran centro ceremonial, pirámides, taludes, sepulturas y altares religiosos, en la venta, se retiraron cerca de 200.000 Toneladas de material aportado por aluviones fluviales, solo el juego de pelota tiene 80 x 40 metros. (240 X 120 pies). En San Lorenzo se encontró todo una explanada artificial de 1200 X 770 mts, (3600 x 2220 pies) con una altura de 12 metros (36 pies).

    Fueron halladas cabezas monolíticas colosales, que fueron la atención principal artística de los Olmecas, son rocas de basalto que superan las 25 toneladas y algunas llegan hasta 60 , por lo que para moverlas precisarían hoy la potencia de dos camiones de gran tonelaje.  Más estas esculturas fueron esculpidas 1.000 a.C. donde ningún ingenio mecánico existía,  seria preciso un trabajo gigantesco, teniendo en cuenta que se transportaban desde una distancia superior a cincuenta kilómetros hasta su destino.

    El esforzado trabajo de tales  obras se llevo al principio de la civilización, y se ignora el origen y destino de tales obras, ni su interpretación, de tales enormidad de cabezas, de facciones correspondiente a personas muy gruesas, con labios fruncidos como despreciando al autor, nariz aplanada y un gorro o casco protector, se atribuye a un jugador de pelota de caucho, cuando el juego era sagrado, y ocupaba un lugar muy importante en la vida del Olmeca de dedicaban campos de juego enormes para que miles de personas pudieran presenciarlo. Es posible pertenezcan a un campeón del juego, o a un rey o quizás a un sacerdote. En todo caso una persona muy importante.

    El estilo impreso en piedra, asombra por la perfección de las formas. Las proporciones son de una maestría digna de gran admiración. Una estatuaria que no desmerecía al lado de los artistas clásicos conocidos. También hicieron miniaturas, en piedras semipreciosas y mascaras funerarias que evocaban al dios jaguar.

    Este pueblo Olmeca tenia su propio calendario con numeración de barras y puntos, también una escritura jeroglífica de un mérito propio.

    ORO, ORO, ORO, MUCHO ORO EN LA TIERRA FIRME DEL NUEVO MUNDO.

    1cortsmoctezumao.jpg

    La codicia de los conquistadores despertó entre ellos celos, envidias y disgustos, aunque algunos de ellos pagaron muy caras sus ambiciones, así le paso a Alonso de Ojeda, que recibió la que se llamo Nueva Andalucía,  un territorio que hoy es la costa Norte de Colombia, donde fundo la ciudad de Cartagena. Ojeda con limitados recursos económicos, encontró como socio al Bachiller Enciso, que se embarcaron  con trecientos soldados  entre ellos Juan de la Cosa (cartógrafo) y Francisco Pizarro quien más tarde se emancipara y marcharía a la conquista de Perú. Ojeda en su primer enfrentamiento con los indios pierde a la mitad de sus hombre heridos con flechas envenenadas por los terribles caribes, tribu guerrera a la que se atribuya eran antropófagos.

    Llegó mas tarde su socio Enciso con refuerzos, guiados por Núñez de Balboa, que se impuso y convenció a la expedición de llegar al río Darién, entre Nicaragua y Honduras.  Entretanto Diego de Nicuesa que había recibido la llamada Castilla de Oro, en las costas de Nicaragua, es embarcado en una barcaza que se adentra en el mar y desaparece. Núñez de Balboa pretende obtener el nombramiento de Capitán General de Tierra Firme, mas los reyes Católicos envía a Pedrarias Dávila nombrado gobernador de Castilla de Oro y con poderes  reales superiores a Balboa, así que enfrentados Dávila manda decapitarlo.

    Todo este afán de conquistar poder, lo era también para apoderarse del oro, porque Colón al anunciarlo a los Reyes Catolicos,  en una larga carta, les explicaba  haber  tomado contacto con nativos de tierra firme, que llevan joyas de oro, y explica la cantidad y la calidad “que es excelentísima” y quien lo tiene podrá hacer lo que quiera en el mundo.

    Antes de la llegada de los españoles, ya se saqueaban las tumbas, más los conquistadores, formaron expertos nativos en la búsqueda de tesoros, por lo que  a los conquistadores debe atribuírsele la destrucción de numerosos yacimientos y las violaciones de los enterramientos.

    Todo el oro encontrado era fundido por orden de la Corona, así lo atestigua un documento en el que se autoriza a Pascual de Andagoya, de explorar y pacificar las tierras de la actual Colombia, y que no debía tener dudas de que cobraría sus derechos, ya que se podría cobrar del oro, plata, perlas y piedras preciosas, que se hallara en tumbas o en cualquier parte que estuviera escondido.

    A cientos de kilómetros una expedición de soldados españoles también buscan oro, mientras descansan en la isla del Gallo, en la costa colombina del Pacifico, están exhaustos cuando recibieron la orden del Gobernador de Panamá de regresar al norte, el jefe de la expedición Francisco Pizarro se rebela contra esa orden y tomando su espada, hace una línea en la arena y arenga a sus soldados diciéndoles: Esta línea significa el trabajo, hambre, sed y cansancio, heridas, enfermedades y peligros, quien tenga animo de pasar por ellos y venderlos en esta heroica demanda, pásenla conmigo, en prueba de su animo. Solo trece hombres le acompañan, la punta de un ejercito  que conquistaría el imperio de los Incas. Para aquellos hombres el nombre de Pirú, les sonaba como una palabra que encerraba misterios de tesoros  llenos de oro y tras la vibración del preciado metal partieron.

    Buscaban el Dorado, una región de leyenda que se suponía estaba en las tierras desconocidas que iban a explorar. No encontraron el Dorado, pero si oro, mucho oro, cantidades ciertas que los galeones españoles llevaban a Sevilla. También Perú aporto a occidente productos alimenticios que hicieron disminuir las hambrunas en las zonas europeas, tal fue la patata, y hierbas para defenderse de enfermedades como la quinina y la coca.

    No existía una verdadera dinastía Inca, los soberanos precedentes, delimitan el final de cada reinado, más cuando el Inca toma el poder, alcanza un poder absoluto porque recibe el poder sobrenatural de Inti el  dios Sol, que es desplazado por sus súbditos en una litera de oro y plata con escolta imperial, nadie puede mirarle directamente a los ojos, debe acercarse encorvado con la cabeza baja, mientras el Inca lo ignora.

    El Inca Atahualpa estaba enfrentado a su hermano al que venció y fue muerto, ese mismo día Pizarro llega a Cajamarca y es invitado por el Inca satisfecho y triunfante. Pizarro con sus soldados lo hace prisionero y hace asesinar a su corte, pide como rescate por Atahualpa: una habitación llena de oro, hasta la altura de una persona con la mano alzada, que se le concede y tras ello ordena que lo estrangulen.  Los barcos transportan los ídolos y tesoros de los templos, mientras que nuevos aventureros buscan por las cordilleras y valles en busca de un sueño o quimera,  es una fabula, ese reino fastuoso donde todo es de oro no existe ni ha existido nunca.


    LA EDUCACIÓN INCA. EN EL TAHUANTINSUYO EXISTIERON LOS YACHAYHUASI Y ACLLAHUASI

    Durante el incanato la educación fue unas de los aspectos fundamentales sobre el cual descansaron los aparatos organizativos del imperial inca. y enfocada a mantener los aparatos productivos del incanato. Existieron 2 tipos de educación en el imperio.

    La educación administrada por el estado inca: Destinada a la formación de una elite para planificar ,organizar ,dirigir cumplir los altos fines del imperio. Para el desempeño de los cargos mas elevados se exigía una preparación rigurosa, de acuerdo a su responsabilidad futura .Por eso, la sanción era mas severa a medida que el cargo del funcionario era mas elevado. Este tipo de educación oficial se daba en los yachayhuasis y estaba a cargo de los amautas. A ella solo tenia acceso la clase noble.

    La nobleza como clase dirigente, recibía una cuidadosa y a la vez eficiente preparación (educación formal), en una escuela aristocrática acondicionada en un palacio ubicado en el Cusco, el cual era denominado YACHAYHUASI (Casa del Saber). Las clases eran impartidas por un maestro llamado AMAUTA o sabio. La educación que recibía la clase noble, según el cronista Murúa, duraba cuatro años, en el primero recibían enseñanzas sobre lengua, en el segundo sobre religión, en el tercero sobre los quipus, y en el cuarto sobre historia Inca. A las escuelas también acudían los miembros de la nobleza de culturas conquistadas, educándolos bajos sus normas y costumbres era una manera de ejercer dominio sobre ellos, una forma de centralizar a los Señores de provincias.

    Las clases impartidas eran sobre funciones de gobierno, el manejo de Quipus y normas morales, así como también clases de historia Inca, religión, educación física y educación militar. El desconocimiento de la escritura aunque dificultó la difusión del saber, no fue obstáculo para el pueblo incaico lograra desarrollar su cultura, adquirir conocimientos y contribuir al progreso del Tahuantinsuyo.

    Los jóvenes de la nobleza iniciaban su preparación en el Yachayhuasi a partir de los 13 años; completando su educación a los 19 años aproximadamente, luego de finalizar esta estricta preparación se realizaba una ceremonia especial, que se llevaba a cabo en un lugar denominado “Huarachico” (“Huara-Chicuy”). A esta ceremonia asistían altos funcionarios del Imperio, la cual consistía en la realización de duras pruebas atléticas, en las que los jóvenes victoriosos demostraban masculina formación, haciéndose acreedores, por ello, a llevar la huara o truza (señal de madurez y virilidad)

    La Educación Familiar : La educación del pueblo incaico se caracterizó, porque más que recibir una educación llena de conocimientos científicos y teóricos, recibió una educación eminentemente práctica, la cual tenía como punto de partida el hogar y en su misma comunidad o Ayllu. Este tipo de educación estaba a cargo de los padres y los miembros más antiguos, quienes trasmitían de esta manera a los más jóvenes, sus conocimientos, sus experiencias, y habilidades, sobre aspectos relacionados con la agricultura, las artes y la moral, la religión, la caza y la pesca, así como toda manifestación cultural propia de su nivel social.

    El yachayhuasi significa casa del saber, fue el centro de enseñanza para los jóvenes integrantes de la realeza y de la nobleza que allí acudían para ser preparados como clase dirigente a cargo de los maestros o amitas. El funcionamiento del Yachayhuasi empieza con inca roca. que fundó escuelas de este tipo en el cuzco. Con el correr del tiempo y a medida de la expansión, la educación en este centro de estudios y preparación se oriento ,básicamente , a cuatro aspectos Lengua(quechua) El estudio de la lengua abarcaba no sólo la gramática sino también la retórica, extendiéndose a la poesía y al teatro y llegando posiblemente a la música. El de la religión giraba entorno a la teología, una filosofía cosmogónica y cierta astrología que debía presuponer astronomía y derivar un dominio calendario .Religión (Dios inti “Sol”)


    La enseñanza de
    Los Quipus equivalía al ejercicio de los números, interpretación de quipus (Contabilidad y Estadística ) por lo que trataba de la ciencia matemática, extendiéndose la historia y estrategia, inseparable de la geografía, política y derecho,. quedando para el estricto arte militar lo referente a la construcción de fortalezas, uso de las armas y modalidades de lucha. y una historia militar (Vinculada a las figuras y actos heroicos de los antepasados, Aspectos de educación militar que servían para la ceremonia del Huarachico que los habilitaba como nobles capacitados para asumir funciones publicas.

    Los amautas eran considerados los hombres mas cultos del imperio .Eran hombres muy ilustrados, que se hallaban en posesión del saber de su época. que conocían las artes y tenían bastos conocimientos científicos. Estos maestros estaban encargados de impartir dichos conocimientos a los hijos de la nobleza, en las escuelas (Yachayhuasi). Estos personajes gozaban de una elevada consideración, debido a la importante misión que les tocó desempeñar.

    Acllahuasi

    Artículo principal: Acllahuasi: Casa de las escogidas

    Las Acllas fueron las mujeres de mayor preparación cultural en el imperio. Eran mujeres verdaderamente escogidas, procedían del tributo de su pueblo y vivían enclaustradas en el Acllahuasi o Casa de las Acllas.

    Era el centro de Formación femenina .El acllahuasi significa casa de las escogidas

    Al lado de la educación masculina existía una educación femenina, dada por las Mamaconas en el acllahuasis


    Identificado por [[Inca Garcilaso de la Vega hijo del inca Sebastian Garcilazo de la Vega] ; como la Casa de las Escogidas, corresponde a los edificios residenciales de las acllas, que eran los grupos de mujeres especializadas en actividades productivas, particularmente en la textilería y preparación de chicha, y que estaban obligadas a prestar servicios laborales al Estado. Estos edificios, comparados erróneamente por los cronistas con los conventos cristianos, se encontraban distribuidos en todos los centros provinciales del Tahuantinsuyo

    Se tomaba 6 requisitos principales: virginidad, edad, hermosura, haber aprobado el “Quicuchico” y aceptar libremente el nuevo género de vida y el último requisito era el elemento condicionante para el futuro del Aclla. Sólo después de esta selección, las muchachas tomaban el nombre de “Huamac Aclla”. Luego entraban al último período que duraba 3 años, cumplido dicho período iba el Huillac Umu al Acllahuasi y, en gran reunión, les preguntaba a las muchachas si querían ser Vírgenes del Sol salir a casarse con quien el Inca ordenase. El acllahuasi más grande de todos es el acllahuasi de Santa Catalina.

    LOS TRÁGICOS HECHOS DE CORTÉS EN CHOLULA (México)

    Si matas a un hombre eres un asesino,

    Si matas a millones eres un conquistador,

    Si los matas a todos, te crees un dios.

    Jean Rostand.

    Cuando Hernán Cortés se encontraba en México luchando para tomar los territorios de México para la corona de España, fue aconsejado por los Embajadores de Moctezuma,  que se  dirigiera a la ciudad de  Cholula, para avanzar en  terreno amistoso ya  que son fieles súbditos del jefe azteca (*) y serian bien acogidos.

    Cortés obstinado en apoderarse de todos los territorios a su alcance, lleva consigo a dos mil guerreros tlxacaltecas, en la ciudad de Cholula Moctezuma ha enviado diez mil guerreros que están escondidos en la ciudad.  Cortés llega a las cercanías de la ciudad, todo está en apariencia de tranquilidad, dese la lejanía Cortés observa con un catalejo y observa cantidad de piedras en algunos tejados de las viviendas y distingue y así lo confirman sus observadores que hay trincheras en las calles disimuladas con ramas. Al percibir que algo anormal ocurre, envía a su compañera e interprete Marina a averiguarlo, una viejita amiga le cuenta que la ciudad está llena de soldados ocultos y que hay varios en cada casa ocultos, se calcula que diez mil.

    Salen a recibir a las tropas españolas, los señores principales de la ciudad y de la comarca, con todos los sacerdotes para llevar en procesión y con muestras de acatamiento donde se reúne con los caciques de Cholula, a quienes Cortés les hace saber que conoce su intento de traición.   Y haciendo una señal convenida atacan  primero a los desarmados caciques y después a la población por barrios, hubo muchos muertos y ordeno quemar a muchos de ellos, para que según la creencia de los nativos por los sacerdotes de sus dioses, su alma no pudiera tener cuerpo en que apoyarse y estuviera vagando en la eternidad. No hubo caridad cristiana, ni amor al prójimo, olvidaron que debían dar ejemplo de templanza como tenían ordenado, ni de los severos castigos a quien se sobrepasase como le ocurrió a Alvarado, que fue castigado por robar unas gallinas en un pueblo aislado.

    Cortés tiene un fin premeditado es la conquista de territorios con desmedidas ansias de triunfo, por lo que no considera tener piedad, ni siente escrúpulos por destruir la vida de muchos inocentes.  De Cholula hoy no queda ningún resto prehispánico, desapareció por completo en el tiempo.

    Los conquistadores de lejanas tierras, se comportaban como dueños absolutos  de las tierras que descubrían e invadían, ya que a quien debían dar cuenta se encontraba a una distancia de imposible conexión.  Es por ello que la corona española no le dio a Cortés el nombramiento de Gobernador General de la Nueva España, se lo dio a Antonio de Mendoza como virrey e hizo volver a Cortés a España, si bien le concedió el Marquesado del Valle de Oxaca,

    Cortés fue conquistador cristiano, cuando murió llevaba consigo el remordimiento de mucha sangre derramada de forma premeditada, vivió y murió con honores, se supone que  recibiera los auxilios espirituales, más hay dudas laicas de que una bendición sacerdotal en su lecho de muerte pueda hacer entrar a un alma en el cielo, como bendito del Señor.

    (*)Nota: Los aztecas no tenia emperadores, aunque así se les llama con frecuencia, en náhuatl, se les invocaba como taoani, “aquel que posee la palabra”. Los jefes ostentaban el poder terrenal y religiosos y eran elegidos entre la familia reinante.

    TRIBUTOS Y TRABAJO COMUNITARIO “EN EL SEÑORIO DE LOS INCAS”.


    El tributo incaico consistió en la entrega de trabajo para poder hacer producir las tierras del Inca y las del Sol (religiosas), para cuidar al ganado y los pastos, en obras publicas, construyendo puentes y carreteras, palacios o edificos públicos. El Inca disponía permanentemente de la fuerza de su trabajo, tanto para la explotación de las tierras estatales y del culto como para la prestación de servicios en el ejército, las obras públicas, la elaboración artesana y el cuidado de las salinas o de los rebaños estatales. En este trabajo permanente consistía el tributo del campesino andino, y para organizarlo se impuso el sistema de la división por edades para todos los individuos, de acuerdo con la capacidad de trabajo de cada uno de ellos y la división decimal de los cabezas de familia.

    Estos trabajos solamente lo realizaban varones de 18 a 50 años de edad, y se le llamaba mita, es decir trabajo por turno, de tal  manera el Imperio de los Incas siempre tuvo personas trabajando a su servicio, que tenían las características de:

    Obligatoriedad (Todo Runa simi apto debía hacerlo)

    Equidad (Cada persona trabajaba depende a su capacidad ,edad y fuerzas)

    Alternabilidad ( no siempre tributaban las mismas tareas).

    No permitían que ninguno fuese gandul, ni vago y recibiera el producto del trabajo de otros, sino que a todos mandaban a trabajar. Cada súbdito, dedicaba unos días, iba a su chacra y tomaba el arado y labraba la tierra, o realizaba otras tareas, los incas lo hacían con buen animo, puesto que era por dar un buen ejemplo de si mismo,   Se había de tener por entendido que nadie debía ser tan rico  que por serlo quisiese  afrentar al pobre; con su orden no había ninguno que lo fuese en todo la tierra, teniendo salud, trabajaba y nada  le faltaba, y estando sin ello, de sus depósitos comunales le proveían lo necesario. Todas las crónicas señalan el asombro español ante la inmensa cantidad de depósitos atestados de bienes y dispuestos en todo el territorio.

    Estos bienes en poder del Estado eran la riqueza más preciada pues significaba que se disponía de una serie de ventajas siendo la principal el control de la reciprocidad, clave de todo el sistema andino, que permitió mantener el engranaje del régimen. De no poseer grandes cantidades de bienes acumulados no podía el Estado hacer frente a las exigencias administrativas ni a las constantes “donaciones” que la reciprocidad exigía.

    Fuente: Crónica de Piedra Cieza de León.

    LA MEDICINA EN ASIA relajación y meditación

    meditacion

    La meditación se emplea desde hace más de 3.000 años. Durante mucho tiempo se consideraba una práctica reservada a los budistas, a seguidores de filosofías como el zen o incluso a personas con un cierto toque “snob”. Sin embargo, la lista de adeptos ha ido creciendo en los países occidentales en los últimos años hasta alcanzar una cifra que ronda los 10 millones en EEUU.                                      .


    Estas personas, no son fieles religiosos, sino profesionales de todo tipo agobiados por el estrés, pacientes a los que sus médicos recetan unas sesiones de exploración interior para mejorar o prevenir el dolor o individuos interesados en profundizar en sí mismos y aprender a manejar sus emociones. Los estadounidenses pueden acceder a cursos o sesiones de meditación en los colegios, los hospitales, en instituciones oficiales y prisiones. En España existen centros donde se pueden aprender diferentes técnicas, pero está todavía lejos de ser considerada una herramienta terapéutica.                               .

    El interés de los científicos por la meditación comenzó hace ya algunos años. En las décadas de los 60 y los 70 se había demostrado que el uso de estas técnicas proporcionaba una extraordinaria concentración. Un profesor de medicina de la Universidad de Harvard (EEUU), Herbert Benson, a través de sus investigaciones llegó a la conclusión de que la práctica milenaria contrarresta los mecanismos cerebrales asociados al estrés. Sin embargo, el verdadero salto, y sobre todo su divulgación masiva, han llegado de la mano de una colaboración muy peculiar. El decimocuarto Dalai Lama, Tenzin Gyatso, ha puesto a disposición de los neurocientíficos occidentales su cerebro y el de sus monjes. De este modo, los religiosos se han visto con el cráneo repleto de electrodos de los sensibles instrumentos que la medicina moderna dispone en la actualidad para fotografiar lo que ocurre en sus redes neuronales cuando practican la meditación.

    EFECTOS. En esta aventura se embarcaron eminentes investigadores de numerosas instituciones. Uno de los más activos en los últimos años ha sido Richard Davidson de la Universidad de Wisconsin, en EEUU. Sus trabajos no sólo se han hecho famosos por contar con un Nobel de la Paz como sujeto de experimentación, sino porque los resultados aportan datos interesantes y sorprendentes sobre la práctica milenaria. «Nuestros resultados indican que la meditación tiene efectos biológicos. Produce cambios en el cerebro asociados a emociones más positivas y mejoras en la función inmune», dijo a SALUD el investigador. Daniel Goleman, autor de numerosos libros sobre inteligencia emocional y de ‘Emociones destructivas’ fruto del encuentro del Dalai Lama con los científicos, explicó que «lo importante es que la meditación cambia la base de las emociones» y añadió que los resultados de los experimentos «tienen importantes implicaciones para la gente a la hora de valorar sus beneficios».

    Los estudios neuronales demuestran un incremento de actividad en el lóbulo frontal izquierdo, que es la residencia de las emociones positivas. Al mismo tiempo se reduce el funcionamiento de la región derecha. Probablemente se preguntará en qué cambia esta realidad cerebral la vida diaria, pues bien los neurocientíficos han observado que las personas que emplean más la zona izquierda tardan menos tiempo en eliminar las emociones negativas y la tensión que pueden provocar, por ejemplo, un atasco o una discusión con el jefe. Este desequilibrio entre los hemisferios conlleva también una reducción del miedo y la cólera.

    .
    Las investigaciones en los monjes budistas con años de experiencia en la meditación indican que éstos tienen una actividad significativamente mayor en el lóbulo izquierdo que las personas que no practican esta técnica. La duda que se planteaba en los estudios con monjes fue si sus cerebros ya eran de partida diferentes, o por influencia  psico-genetica y por ello, los hallazgos resultaban tan llamativos. Para resolver el dilema, Davidson y su equipo decidieron investigar con personas de la calle sin experiencia alguna en las técnicas de meditación: Los resultados confirmaron que no es necesario ser un consumado meditador para disfrutar sus beneficios y que el cerebro de los monjes no era la causa de las observaciones. Los individuos que practicaban regularmente habían desarrollado, al igual que los religiosos, mayor actividad en el lado izquierdo del lóbulo frontal. Sin embargo, las excelencias de la meditación no se quedaron ahí porque los científicos comprobaron también en este grupo de voluntarios que el sistema inmune de aquellos que se habían entregado a la exploración interior era más potente que el de sus compañeros. John Teasdale de la Unidad de Ciencias Cognitivas y del Cerebro en Cambridge (Reino Unido) ya dispone de datos. Este investigador ha encontrado que la combinación de meditación introspectiva con terapia cognitiva reduce a la mitad las recaídas de los pacientes depresivos crónicos.


    En el Centro Clínico Essen-Mitte, en Alemania, los médicos han empleado durante cinco años un programa de meditación introspectiva antiestrés diseñado por Jon Kabat-Zinn, un investigador de la Universidad de Massachussetts y autor de numerosos libros sobre este tema, en casi 3.000 pacientes con todo tipo de patologías entre las que se incluye el cáncer. La experiencia no se planteó como un ensayo clínico, de modo que no existen datos objetivos de los resultados, pero los facultativos observaron que la mayoría de los individuos experimentaba mejorías significativas en su enfermedad.

    Tanto el planteamiento budista como el de otras tendencias orientales en las que se emplea regularmente esta práctica va más allá. Su uso está asociado a un cambio de percepción de la realidad y a estimular los procesos de conciencia, algo que también interesa extraordinariamente a los científicos y que Goleman define como «conocimiento» de la existencia.                                                                .

    Lo que parece evidente es que este tipo de investigaciones se encuadran de lleno en la tendencia actual de lo que se denomina medicina integral o en un contexto más amplio, el estudio de la interacción mente-cuerpo. Después de siglos de divorcio entre estos dos aspectos que describen al ser humano, «los nuevos datos que proporcionan las neurociencias están matando el dualismo cartesiano», afirma Goleman. «El cerebro junta las emociones y los pensamientos. Los mismos circuitos que nos permiten pensar, nos permiten sentir», añade. Aunque explica que «el Dalai Lama insiste en que los científicos pueden saber todo sobre el cerebro, pero algunos niveles de conciencia no están limitados a este órgano». Quizá en las próximas décadas la neurociencia tendrá que traspasar los límites del cráneo.

    Una técnica muy efectiva para manejar las tensiones de la vida contemporánea y a la vez lograr un mejor funcionamiento de nuestro organismo, que puede redundar en una más larga y saludable vida es la meditación.  Según Deepak Chopra, conocido médico y escritor norteamericano de origen hindú:

    El estado fisiológico de los practicantes de la meditación experimenta cambios definitivos hacia un mejor funcionamiento. Cientos de hallazgos muestran una reducción en la respiración, un menor consumo de oxígeno, y una reducida tasa metabólica.  En términos del envejecimiento la conclusión más significativa es que el desbalance hormonal asociado con el estrés – que se sabe acelera el envejecimiento – se revierte. Esto a su vez desacelera e incluso revierte el proceso de envejecimiento…

    Un hallazgo importante con relación a la meditación es que los niveles de cortisol y adrenalina de los practicantes de la meditación son muchas veces menores. Estas son hormonas generadas en grandes cantidades en periodos de estrés, que de permanecer en nuestro cuerpo durante periodos prolongados, pueden causar numerosos daños.  Por otra parte también se ha encontrado que los mecanismos para manejar el estrés tienden a ser superiores en los meditadores. La meditación, contrario a lo que el uso popular de la palabra sugiere, no significa enfocar la atención sobre un asunto o problema para hallarle una solución. La meditación es más bien un ejercicio mental o técnica cuya intención es apagar el pensamiento consciente de forma que podamos percibir fuentes de información más sutiles (es decir de niveles más profundos de nuestra mente).

    Lawrence LeShan, un psicoterapista que ha dedicado gran parte de su carrera al estudio de la meditación señala que existen cuatro caminos hacia la meditación. La vía del intelecto la cual va dirigida a alcanzar diversos niveles de conciencia, y la vía de las emociones en la cual la meditación se enfoca sobre sentimientos de paz, amor u otros por el estilo. Otra vía practicada extensamente en oriente es la del cuerpo. Esta vía se distingue por que el/la practicante se involucra totalmente en una serie de movimientos corporales. (Hatha Yoga y el T’ai Chi). La cuarta vía es la acción. Esta vía aplica los principios de la meditación al aprendizaje de una destreza o al acto de llevar a cabo una tarea o un ritual. La ceremonia japonesa del  té son un ejemplo de esto.

    El Dr. Herbert Benson, cardiólogo y profesor de la universidad de Harvard. Expuso que está técnica va dirigida a inducir lo que Benson llamó la “respuesta de relajación” por medio de la cual se reducen los estados de ansiedad, se aquieta la mente y se combaten los efectos del estrés. Incluso se ha encontrado que las personas que inducen la respuesta de relajación inmediatamente antes de estudiar o tomar un examen logran mejores resultados que las personas que no lo hacen.

    Cuando se llevan a cabo correctamente la técnicas de meditación y relajación, al igual que el Yoga y el T’ai chi, son sumamente efectivas para reducir el estrés. Recientemente se ha encontrado que la práctica del Hatha Yoga, induce un estado de relajación que redunda en una reducción de una serie de hormonas relacionadas con el estrés. El Hatha Yoga utiliza una serie de movimientos por medio de los cuales se combinan ejercicios de respiración, estiramiento y una serie de poses que se llevan a cabo lentamente y se mantienen durante periodos que varían de unos segundos a varios minutos. La práctica del Hatha Yoga, ha ayudado a numerosas personas a mejorar a tal punto que, en muchos casos, se ha reducido e incluso eliminado la necesidad de medicamentos. Resultados similares han sido obtenidos por medio de otras técnicas de relajación y meditación.

    Fuente: Relajación y Meditación