El tiempo apremia, Z.Bauman


El pensador Zygmunt Bauman en su libro “Living on Borrowed Time” explica, a modo de conversación con Citali Rovirosa, el como hemos pasado en estos últimos veinte años del Estado Social al Estado “Registrador”.

Aquel estado social que defendían Bismarck en Alemania o LLoyd George en Gran Bretaña debía promover los intereses vitales de la sociedad de los soldados de la producción y garantizar su buen funcionamiento. La sociedad de productores medía sus fuerzas contando los varones físicamente capaces de soportar los rigores de las fábricas y de las batallas. Incluso si no estaban en activo, si eran obreros en paro o soldados reservistas, debían encontrarse disponibles para alistarse …

El propósito principal que define el compromiso del Estado (hoy en día) con la pobreza ya no es el de velar por la salud de los pobres sino el de vigilar a los pobres, evitar que causen problemas o molestias: controlarlos, vigilarlos, perseguirlos, disciplinarlos. Las instituciones que se ocupan de los pobres y de los desocupados no son un desarrollo del estado social; aunque se les llame de otro modo, son los últimos vestigios del panóptico de Jeremy Bentham, o una versión actualizada de las casas de caridad que precedieron al advenimiento del estado de bienestar.

De modo que el Estado se ha convertido en una institución que registra, discrimina, y excluye a esas personas, y se asegura de mantenerlos debidamente excluidos de la parte “normal” de la sociedad.

2 comentarios en “El tiempo apremia, Z.Bauman

  1. El gobierno español, está haciendo sus deberes, según le marca la Comunidad Europa, bajo una concepción neoliberal, y esto es divergente con la política social. Bruselas aplaude al Gobierno español, cuando limita los derechos sociales, y le exigen más. Esto no es debilidad del gobierno, es una necesidad a la que los europeos se someten cuando se adhieren a, Gobierno europeo.

    Cuando los socialistas toman medidas que mermen derechos a la sociedad, tienen que tomar decisiones contrarias a su pensamiento. No es responsabilidad del gobierno, sino de el capital y sus argucias.

    La situación es complicada, de acuerdo, más hagamos una reflexión de cómo podríamos estar sometidos a la soberbia de alguna oposición mayoritaria.

  2. Bauman habla de la sociedad de los países avanzados, o desarrollados, sin distinción de ideología política de sus gobernantes. La globalización está llevando a cabo una búsqueda de soluciones comunes, aunque no se quiera asumir, y por ello son aceptadas mansamente sin ningún tipo de rebeldía, quizás, como dice Adela Cortina, se está construyendo no una sociedad civil donde prime la excelencia sino la mediocridad más pobre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s